Manual del escritor 2.0 para editar un ‘e-book’

0 Shares 0 Shares ×

…………Algunas veces recibo correos electrónicos de escritores independientes como yo preguntándome cómo diseñar un libro electrónico. No existe ningún secreto y tampoco una dificultad extrema para ello. No es necesario estudiar una licenciatura para presentar nuestro libro con un mínimo de dignidad. Las opciones son varias y, afortunadamente, la mayoría de ellas gratuitas.
…………Sin andarme por las ramas, voy a ir directo a la edición. Un proceso que nos quitará algunas horas y que nos ayudará a estar a la altura de las publicaciones profesionales. Todo esto siempre dependerá del esfuerzo y el espíritu perfeccionista de cada uno.
…………Para comenzar, lo primero que necesitamos es algo que publicar. Una vez que hayamos terminado nuestro libro (sea de lo que sea), posiblemente tengamos un documento de Word o un documento de texto similar. La tarea de revisión gramatical y ortográfica corre por cuenta de uno mismo. Ahí no entraré.
…………Existen aplicaciones como Scrivener, la cual recomiendo, con la que por unos euros podremos organizar nuestro escrito por capítulos, elaborar la portada y después exportarlo a formato ePub sin problema alguno. Yo he tenido buenos resultados y mis novelas Ella es ‘punk rock’ y Motel Malibu fueron editadas con ella. Sin embargo, decidí usar ‘software’ libre, que es el que voy a recomendar hoy.
…………Cuando termino mis escritos (redactados en Focus Writer, aplicación que nos libra de distracciones y que tiene una apariencia similar al antiguo WordPerfect), edito el documento en OpenOffice o LibreOffice (ambos son gratuitos y funcionan perfectamente como el paquete de Microsoft Office). Ordeno los capítulos con saltos de página y procuro que todo esté en orden.
…………Una vez terminado, es necesario buscar y descargar una extensión para estos programadas llamada Writer 2 ePub, totalmente gratuita. Fácil de instalar, sólo tendremos que abrirla y nuestro programa (de nuevo, OpenOffice o LibreOffice) reconocerá y pedirá permiso para instalarla. Hecho esto, tenemos varias opciones para editar los metadatos, preferencias y exportar. Así de simple yEscritores, libro electrónico sencillo, en varios segundos tendremos nuestro documento convertido a ePub de un modo muy sencillo. Recomiendo quitar la opción de mostrar créditos de la aplicación en el menú de preferencias. De lo contrario, aparecerá publicidad del programa en la última página del libro, aunque esto es opcional y depende de si queremos ayudar a la promoción de la extensión o no.
…………Aparentemente, todo puede terminar aquí, pero yo siempre doy un último vistazo. Con la aplicación Sigil (totalmente gratuita) daremos el toque final a nuestro libro. Abriremos el documento ePub y observaremos cómo los capítulos están divididos en archivos. Es el programa ideal para resaltar palabras en negrita o cursiva, así como echar un ojo al corazón del libro y editar lo que no queramos. Para los que tengan conocimientos de HTML, es muy útil si queremos añadir hiperenlaces, imágenes, cambiar el tipo de fuente o el estilo, pero esto puede resultar tedioso si no contamos con la destreza adecuada. No olvidemos poner nuestra imagen de portada en el archivo cover.xml. También podemos crear una tabla de contenidos en la que organizaremos los capítulos que aparecerán en el índice del libro (así el lector podrá ir directamente al apartado que desee).
…………Finalmente, exportaremos el documento y ya tendremos nuestra edición final. Para los que deseen el formato Mobi (usado por los dispositivos Kindle), recomiendo descargar la aplicación Calibre (de nuevo, gratuita), que es un gestor de libros similar a lo que hace iTunes con la música. Con él, convertiremos nuestro libro al nuevo formato y lo podremos transferir al dispositivo electrónico para comprobar que todo está en orden.
…………Existen otras muchas formas, de pago y gratuitas, con acabados más profesionales, pero las que sugiero aquí son notables para una presentación correcta y adecuada. Puesto que es un trabajo individual, recomiendo dedicar el tiempo necesario sin caer en el error de hacer las cosas deprisa y sin atención.
…………Cabe recordar que es importante elegir una buena portada. Si no somos diseñadores gráficos o lo nuestro no es el pincel, dejemos a un lado el talento que no tenemos y busquemos a alguien que nos ofrezca un resultado óptimo. Más vale llamar a ese amigo e invitarle a comer o directamente pagar por el servicio de una persona que se dedique a ello. A la larga, lo agradeceremos y la inversión habrá merecido la pena. Sólo hay que dar un vistazo a las portadas de los libros más vendidos.
…………Con una buena carta de presentación, ya sólo queda que nuestro libro guste al lector. La apariencia es importante, y los lectores digitales odiamos los saltos de párrafo innecesarios, la falta de caracteres y la sangría que no corresponde entre páginas.
…………Espero que este minimanual ayude a todos aquellos que busquen publicar su libro de forma independiente o tan sólo dar formato a documentos que necesitan ser leídos en un dispositivo digital.

Sé el primero en escribir un comentario